Obsolescencia_Programada_317

Obsolescencia Programada

Presente en la sociedad occidental desde los años veinte del siglo pasado, cuando se incrementaron las ventas de productos a costa de la confianza de los clientes…

Obsolescencia Programada

Si se mantiene el ritmo de consumo actual, en el 2030 harán falta 2 planetas para atender las necesidades de la población, y 3 en el 2050…

Al ritmo de consumo del año 2010, en el 2030 harán falta 2 planetas para atender las necesidades de la población, y 3 en el 2050…

Ciertos fabricantes o empresas de servicios diseñan sus productos o servicios de modo que éste se torne obsoleto o inservible tras un período de tiempo. Para la industria, esta planificación encubierta del fin de la vida útil de un producto o servicio estimula positivamente la demanda, al alentar a los consumidores a comprar nuevos productos si desean seguir utilizándolos.

En 1881, Tomas Edison desarrolla una bombilla que duraba 1500 horas. Treinta años más tarde las bombillas tenían una vida útil certificada de 2500 horas. Pero en 1924, un cártel que agrupaba a los principales fabricantes de Europa y Estados Unidos pactó limitar la vida útil de las bombillas eléctricas a 1000 horas.

Tras el Crash del 29, Bernard London introdujo el concepto de obsolescencia programada y propuso poner fecha de caducidad a los productos, lo que animaría el consumo y la necesidad de producir mercancías.

Obsolescencia Percibida

Una variante de la obsolescencia programada es la obsolescencia percibida, que se produce cuando la maquinaria publicitaria empresarial se pone en marcha para crear en el consumidor la necesidad de poseer el último modelo, aunque sus nuevas características sea en la mayoría de las ocasiones superfluas.

El diseñador industrial Brooks Stevens sentó las bases de esa obsolescencia percibida: “Es el deseo del consumidor de poseer una cosa un poco más nueva, un poco mejor y un poco antes de que sea necesario”. Ya no se trataba de obligar al consumidor a cambiar de tecnologías, sino de seducirlo para que lo haga con nuevos diseños o innovaciones.

Un ejemplo reciente está en el lanzamiento de la consola Nintendo DS Lite. Se trataba de un nuevo modelo que, en cuanto a capacidades técnicas, era igual que su predecesor (podía utilizar los mismos juegos), pero contaba con una pantalla mucho más luminosa, un tamaño menor y, como punto clave, un diseño claramente superior.

Comprar, tirar, comprar. “Un artículo que no se estropea es una tragedia para los negocios”…

Decrecimiento

Los partidarios del modelo actual de economía de crecimiento continuo, donde se incluye el postulado de obsolescencia programada, eximen que así las fábricas continuarían produciendo, la gente seguiría comprando y todo el mundo tendría trabajo. Sin embargo, para los detractores, este modelo es insostenible aplicado a nuestro planeta ya que éste es limitado. Solo una pequeña parte de los productos consumidos son reciclados, la mayoría son enviados: a vertederos de los propios lugares de uso; o a vertederos en otros países, como Ghana, aduciendo que son productos de segunda mano.

Como alternativa se plantea el movimiento denominado decrecimiento, que es favorable a la disminución regular controlada de la producción económica con el objetivo de establecer una nueva relación de equilibrio entre el ser humano y la naturaleza, minimizando la huella ecológica….

Referencias:
http://www.publico.es/ciencias/351722/corta-vida-al-producto
http://www.vidaextra.com/vidaextra/el-mercado-de-los-videojuegos-la-obsolescencia-planificada-y-la-obsolescencia-percibida
http://www.economiasolidaria.org/documentos/frente_a_la_obsolescencia_programada_la_reparacion_de_aparatos_articulo_y_videos

VN:F [1.9.22_1171]
Valora esto del 1 al 10
Rating: 9.8/10 (6 votes cast)
Obsolescencia Programada, 9.8 out of 10 based on 6 ratings

Related articles

Déjanos tu Comentario

Su cuenta de correo no será publicada. Los campos obligatorios han sido marcados (necesario):


Para contactar con nosotros, enviar una noticia, sugerencia, queja o corrección:



Back to Top